camisas de frac

Cómo distinguir una camisa de calidad

¿Cómo distinguir camisas de frac de calidad? Es más, ¿cómo distinguir en general una camisa de primera calidad, una prenda tan importante en la vestimenta tanto del hombre como de la mujer? Lo vemos en este nuevo post de nuestro blog que, como siempre, te invitamos a leer con atención. 

Hay que atender a unos cuantos aspectos básicos. El primero, el tejido. Para saber si la camisa que tenemos delante es de calidad, lo primero en lo que debemos fijarnos es en el tejido. El material debe ser 100% natural, de algodón, lino, seda o lana. La mezcla con poliéster resta calidad, elegancia y durabilidad a la camisa y eso en Camisería Burgos lo hemos tenido claro siempre. Si elegimos el algodón, date cuenta de que este será de mayor calidad cuanto mayor sea la longitud de la fibra. Por ejemplo, el algodón egipcio es un ejemplo de algodón cuya materia prima cuenta con fibras extra-largas, lo que hace de él un algodón de excelente calidad.

Además de lo anterior, si la camisa es de un tejido de rayas o cuadros, estos deben ir casados en canesú y manga, en bolsillos y en las principales costuras. Los botones de buena calidad son de nácar (madre perla) y nunca de plástico. Por otro lado, si la camisa tiene los ojales y alguna otra costura hecha a mano también será un plus de calidad en comparación con las cosidas a máquina.

Otro aspecto al que atender es el hilo de la tela. Puede ser de un cabo o de dos cabos, pero las camisas de buena calidad, usan hilo de dos cabos. Es en realidad la unión de dos hilos enroscados que da lugar a una base más consistente. Si se busca mayor calidad, este tendrá que ser de 2X2, es decir, con hilo de dos cabos y además con trama (hilos horizontales) y urdimbre (hilos en vertical). Otros factores a tener en cuenta son el grosor del hilo y la densidad de hilo por pulgada. En base a esto, cuanto más fino sea el hilo, mayor densidad por pulgada permitirá y, por ende, más calidad tendrá el tejido de la camisa.

Las costuras, aspecto clave en camisas de calidad

Para distinguir una camisa de buena calidad, también es importante atender a las costuras. Por ejemplo, si inspeccionamos la costura lateral podremos comprobar si hay una costura visible o dos. Las camisas de mayor calidad sólo tienen una costura a la vista, ajustada y estrecha. Esto da cuenta de un trabajo más fino por parte del fabricante y evitará que se produzcan frunces cuando lavemos y sequemos la prenda. También es importante el número de puntadas de una costura. Cuantas más puntadas, más fuerte, más flexible y más elegante será la camisa.

El cuello y los puños

Deben ser más rígidos que la tela de la camisa y es preferible que sean entretelados y no termo-fijados. Deben conferir firmeza pero no sensación de acartonamiento, también deben ser flexibles y redondearse fácilmente y ajustarse a la silueta del cuello o del puño.